miércoles, 10 de diciembre de 2014

Un Buen Restaurante en Madrid: Taxi a Manhattan

Tocaba volver a un buen restaurante en Madrid y el elegido fue Taxi a Manhattan, situado en la céntrica calle Basílica 17, muy cerquita del Corte Inglés de Nuevos Ministerios; perfecto para ir de compras y luego a comer o a cenar por la zona. Nada más llegar podemos admirar la gran terraza que tiene, sin duda alguna muy adecuada para las noches de verano. También me llamó mucho la atención la amplitud del comedor: espacioso y de varios niveles, le daba al restaurante un aire "neoyorkino" muy característico.


Antes de nada he de decir que la comida me sorprendió agradablemente, lo que me ha llevado a considerar a Taxi a Manhattan como un buen restaurante que podemos encontrar en Madrid. Empezamos tomando unas Mini Pitas de Atún con Verduras simplemente espectaculares. Venían acompañadas de una salsa parecida al Teriyaki que sin duda le daba un gusto peculiar, a la par que sorprendente. Según nos comentó el camarero que nos atendió, era un plato que acababan de poner en la carta y estaba teniendo muy buena acogida; después de probarlo, supimos el por qué.

Mini Pitas de Atún con Verduras

De segundo nos decidimos por una Parrillada de Verduras con salsa de hongos al carbón, y una Hambuerguesa de Cebón con Pan a la Cerveza. Ambos platos fueron servidos al mismo tiempo, y me costaría decir cuál de los dos estaba más bueno. La parrillada llevaba ese aroma que sólo aparece cuando se hace con carbón y contaba con varios tipos de verduras como patatas, espárragos o pimientos de padrón que pese a estar bastante picantes tenían muy buen sabor. La hamburguesa de cebón venía acompañada con tres salsas y con verduras variadas (tomate, lechuga, cebolla...).

Parrillada de Verduras

Esta vez optamos por no pedir postre ya que no teníamos demasiada hambre, sin embargo, ojeando la carta pude ver un par de platos interesantes como el "Fresamisú", la tarta "Taxi Cheesecake" o un Brownie de M&M, que sin duda alguna trataré de probar la próxima vez que visite el establecimiento.


La atención y disposición del personal del restaurante fue impecable desde que llegamos hasta que nos fuimos. Nos atendió un camarero muy simpático que estuvo siempre a nuestro servicio para todo lo que necesitamos y nos trajo los platos con fluidez. Nos explicó en qué consistían algunos platos y nos aconsejó sobre las Mini Pitas, que sin duda alguna fue una elección muy acertada. Todos estos aspectos son muy a tener en cuenta en un buen restaurante en Madrid.

Hamburguesa de Cebón con Pan a la Cerveza
Por último destacar la decoración interior del establecimiento. A parte de lo grande que es el comedor, que ya ha sido mencionado anteriormente, el establecimiento cuenta con numerosas decoraciones típicas de Manhattan, como señales de metro y otros artículos que hacen que el ambiente respire a "Gran Manzana". Un piano de cola en el centro de la sala le da toque distinguido al comedor, desde donde además se puede ver la cocina y seguir en todo momento la elaboración de los distintos platos. He de decir, que el precio no es excesivamente barato, pero tampoco desorbitadamente caro. Como conclusión se puede afirmar, sin miedo a equivocarse, que Taxi a Manhattan es un buen restaurante en Madrid.




No hay comentarios:

Publicar un comentario